Juicios Orales

por Angie Bell
Juicios Orales

Los Juicios Orales en México surgen como una necesidad de reformar de manera sustancial al sistema de justicia penal.

Se busca que el acusado sea juzgado en una audiencia pública, con la presencia del juez que ha de dictar su sentencia en el mismo momento que se esté desarrollando la audiencia y a la vista de todo público presente. Es la oportunidad de presentar sus argumentos de viva voz, frente a todos.

Los Juicios Orales son los protagonistas dentro del Nuevo Sistema de Justicia Penal, el proceso está basado en los principios de oralidad, inmediación, concentración, continuidad, contradicción y publicidad.

Breves Antecedentes

El Sistema de Justicia Penal en México ha sido objeto de importantes reformas que exigen la transformación del modelo tradicional de procedimiento penal inquisitivo al proceso penal de corte acusatorio adversarial, que está inspirado, de alguna manera, en el sistema Common Law (derecho consuetudinario anglosajón). La reforma aprobada en 2008 insta a los 31 estados de la República y al Distrito Federal a implementar de manera completa este nuevo sistema para el año 2016.

¿Por qué el cambio de sistema?

Con un modelo de justicia penal de corte acusatorio, como el que ahora se ha aprobado, se transparenta la actuación de nuestras autoridades, ya que los juicios serán orales. Esto quiere decir, que toda la información que sirva como base para que el juez tome una decisión, deberá producirse en una audiencia pública, lo que garantiza procesos rápidos, eficientes y respetuosos de los derechos de todos, poniendo especial interés en la protección de las víctimas.

Cuadro comparativo entre el nuevo y antiguo sistema

SISTEMA MIXTO INQUISITIVO SISTEMA ACUSATORIO ORAL
Violaciones sistemáticas a la presunción de inocencia. El imputado es considerado objeto de la persecución penal. La presunción de inocencia es la base del sistema. El imputado es considerado en su calidad de persona y es tratado siempre como inocente.
Se rige por escritos y gruesos expedientes elaborados por los Ministerios Públicos y los propios juzgados. Se rige por un sistema oral y de audiencias en presencia del Juez.
El imputado es un objeto dentro del sistema a quien se le juzga a través de documentos. El imputado es un sujeto de derechos a quien se le escucha para ser juzgado por un sistema humanista.
Un mismo Juez lleva todo el proceso. El Juez de Control se encarga de las etapas previas al juicio. El Juez Oral preside la audiencia del juicio.
Se confunden o se asumen por una sola institución las facultades de investigación, acusación y juzgamiento. Se separan claramente tales facultades de investigación, acusación, proceso y juzgamiento.
Se basa en que las acusaciones son confidenciales, y su contenido se guarda en documentos escritos. Se adopta la forma oral y se realizan audiencias públicas debidamente reglamentadas.
Se privilegia el formalismo en las actuaciones, en donde con frecuencia pesan más las formas que el fondo de las acusaciones y las pruebas aportadas. Se privilegia el acceso transparente a la justicia y simplifica los procedimientos para las partes involucradas.
Hay un gran número de registros para cada caso que tienen valor probatorio pleno. Hay una carpeta de investigación más concisa, cuyo contenido es lo que será sometido a la contradicción de acusaciones y Defensa.

Este sitio utiliza cookies para mejorar tu experiencia. Asumimos que conoces el riesgo que esto supone y estás de acuerdo con esto, pero puedes rechazarlo si así lo deseas. Acepto Leer más